El cadáver del hombre de 60 años presentaba un balazo en la cabeza. La principal hipótesis sostiene que el crimen está vinculado a un robo de ocho mil pesos que la víctima había cobrado.

El cadáver maniatado y calcinado que fue hallado el pasado jueves en la caja de una camioneta en un monte de la localidad de Frías, a unos 150 kilómetros de la ciudad de

Santiago del Estero

, pertenece a un ganadero de 60 años, y las sospechas apuntan a que el crimen está vinculado a un robo de unos 8000 pesos que la víctima había cobrado en una sucursal bancaria.

Fuentes judiciales aseguraron que se trata del ganadero Ricardo Peñaflor, cuyo cadáver con un balazo en la cabeza y calcinado fue encontrado dentro de la caja de metal de una vieja camioneta Ford F100, en una zona cubierta de tupida vegetación, cercana a un camino vecinal de tierra que une las localidades de Frías y Tapso.

Sobre la base del testimonio de su hermano, Ramón Peñaflor, se logró determinar que la víctima vivía en la localidad catamarqueña de Colonia Achalco y se dedicaba a la cría de ganado vacuno, aves de corral y percibía mensualmente una jubilación mínima.

 LEÉ TAMBIÉN:

Encuentran a un hombre maniatado y calcinado en una camioneta en

Santiago del Estero

El cadáver presentaba una herida de bala con el proyectil alojado en la cabeza y antes de ser ejecutado y quemado en la caja de la camioneta, su cuerpo fue maniatado con alambres, según reveló el médico forense Angel Rodolfo Gómez, a cargo de la autopsia.

Las investigaciones ordenadas por los fiscales Belén Pan y Gustavo Montenegro, están a cargo de la División Criminalística, Homicidios y Delitos Complejos de la capital provincial.

De acuerdo con las primeras averiguaciones, los investigadores no descartan que Peñaflor fue asesinado en ocasión de robo, tras cobrar 8.000 pesos en una sucursal bancaria de Frías.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »