La joven de 26 años sabía que algo no estaba bien porque nunca había menstruado. Por este motivo visitó a los médicos en Dubái y le revelaron una devastadora noticia.

Sabine Boghos, una libanesa de 26 años que vive en Dubái, padece el raro síndrome de Mayer Rokitansky Küster Hauser (MRKH), una condición por la que su sistema reproductivo no se desarrolló por completo, ya que nació sin útero y sin una tercera parte de su vagina. 

A pesar de que no se trata de un padecimiento que ponga en riesgo su vida, la joven necesita de una cirugía vaginal, ya que su canal es sumamente estrecho para tener relaciones sexuales.

Cuando tenía 16 años, Boghos notó que algo pasaba con su cuerpo, ya que no había tenido su primera menstruación y los doctores le dijeron que tal vez estaba por debajo de su peso ideal, por lo que solo le recetaron vitaminas.

Sin la cirugía, Sabine nunca podrá tener relaciones sexuales. (Facebook)

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »