El mandatario aconsejó dejar esa ayuda humanitaria en Cúcuta, donde "hay bastante necesidad y pobreza".

Estados Unidos llamó a los militares venezolanos a permitir el ingreso de la ayuda humanitaria que está llegando a la ciudad colombiana fronteriza de Cúcuta.

"Señores oficiales y tropas de las Fuerzas Armadas de

Venezuela

, tienen la oportunidad de participar en una gran campaña humanitaria, admirable, para dar una respuesta a los problemas de su país", afirmó el embajador estadounidense en Colombia, Kevin Whitaker

Por su parte, el presidente venezolano,

Nicolás Maduro

, aconsejó dejar esa ayuda humanitaria en Cúcuta, donde "hay bastante necesidad y pobreza".

LEE TAMBIÉN: Maduro: "Trump quiere el petróleo y las riquezas de

Venezuela

"

"Toda esa ayuda humanitaria agárrenla y se la dan al pueblo de Cúcuta que tiene bastante necesidad, 70% de pobreza hay en el Norte de Santander, hay en Cúcuta", dijo Maduro en una conferencia de prensa que ofreció desde el palacio presidencial de Miraflores.

Varios camiones con ayuda humanitaria destinada a

Venezuela

llegaron a Cúcuta, aunque se desconoce si podrán ser entregadas ya que el mandatario considera que se trata de un "regalo podrido".

"La corriente que han impuesto en los medios del mundo es que Maduro se niega a la ayuda, al regalo, al obsequio", dijo antes de apuntar: "Es un regalo podrido, es un paquete tramposo, el paquete es muy bonito por fuera, pero por dentro trae el veneno de la humillación".

Indicó que

Venezuela

tiene "dineros bloqueados" por el orden de los 10 mil millones de dólares en varias instituciones financieras del mundo, y que estos recursos servirían para garantizar "ampliamente todo lo que necesita el pueblo".

LEE TAMBIÉN: Al igual que Maduro, Guaidó le pidió ayuda al Papa para resolver la crisis en

Venezuela

 

"Si quisieran ayudar deberían cesar todas las sanciones económicas, la persecución financiera, debería cesar el bloqueo económico que nos roba 10 mil millones de dólares", señaló.

"Un país no se desarrolla con migajas y mendicidad, esa es la verdad y lo decimos con dignidad", insistió.
Whitaker, por su parte, resaltó que esto es una campaña humanitaria "con base ética y moral que está formada para aliviar el dolor y el hambre" del pueblo venezolano.

Por otra parte, el embajador recordó que el presidente de los Estados Unidos,

Donald Trump

, ha sido "muy claro sobre que todas las opciones" para

Venezuela

"están sobre la mesa", en referencia a una posible intervención militar.

En ese sentido, el director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (Ungrd), Eduardo José González, aclaró que aunque las fuerzas de seguridad están trabajando en el operativo, se trata de una tarea "eminentemente" humanitaria.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »