El hombre contó pormenores de los artilugios que el femicida Sergio Cejas realizaba para poder ingresar al domicilio y también la violencia que ejercía sobre su ex pareja, a quien finalmente mató. Escuchá el testimonio.

Juan Carlos es el encargado del edificio donde vivía Gisel Romina Varela, la policía

asesinada

por su ex pareja Sergio Alejandro Cejas. El hombre fue testigos de innumerables episodios de control que ejercía el femicida sobre quien pesaba una orden de restricción que violaba constantemente.

"Esta persona estaba obsesionado porque no entraba en sus cabales. Tenía orden de restricción lo saqué 5 veces yo del interior del edificio. Y otras tantas la policía. El miércoles pasado fue la última vez que lo saqué y el jueves estaba acá afuera parado, me avisó un vecino. Controlaba quien salía y quien entraba a ver si podía ingresar", relató el encargado.

LEE TAMBIÉN 

Fiscal dio más detalles sobre brutal femicidio en

Mar del Plata

Los vecinos también tenían órdenes de no dejarlo pasar, ya que en varias oportunidades se apersonaba en el ingreso al edificio simulando hablar por teléfono con una menor a quien le decía que no podía subir porque no le andaban las llaves. Ante esta situación, la gente lo dejaba pasar.

"El 7 de agosto fue el día que la golpeó mal. Ese día un vecino llamó a la policía porque pedía auxilio ella y la nena. Subí con la policía y el me dijo es una discusión de pareja. Se hizo la orden de detención y lo trasladaron. En su mochila tenía una llave para entrar acá al edificio", relató. "Gisel tenía dos obsesiones: su trabajo y su hija", finalizó Juan Carlos.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »