Para las agrupaciones que luchan contra la violencia machista, este tipo de estrategia encuentra espacio de acción en la medida en que la justicia no responde de forma acorde a las denuncias que se realizan. 

Popularizado en las redes, el fenómeno de los "caza pedófilos" busca identificar a quienes engañan y acosan a menores de edad. Convertidos en defensores públicos, su labor se limita al "escrache" público de estos sujetos sin llegar a la justicia.

Las agrupaciones de corte feminista entienden que, la aparición de este tipo de sujetos dispuestos a desenmascarar a abusadores es propia del lento e irregular accionar de la justicia en el país. 

"Los caza pedófilos", como se ha autodenominado un grupo de jóvenes encabezado por el youtuber Brandon Vives, han generado sorpresa en más de uno. Fernanda Serna, integrante de Asociación de Mujeres Resilientes señaló a Crónica"me parece fantástico porque a estos tipos se los detiene y luego los liberan a las 48 horas. Entonces, hay que buscarlos y exponerlos porque caen solos. Hay que terminar con estos pedófilos", sostuvo enfática.

Por su parte, Carolina Abregú, de Furia Feminista sostuvo que "el escrache y la protesta social se producen cuando se agotan las instancias judiciales". 

"Esto pasa porque hay un vacío de la justicia y estos tipos se manejan con total impunidad. He visto mensajes que son aterradores. Por eso no nos tenemos que callar la boca", dejó en claro Serna. En tanto, Abregú detalló que "en La Plata y las zonas aledañas vienen pasando situaciones muy extrañas, como secuestros de chicas y abusos, las cuales venimos denunciando pero que no prosperan". 

"En la medida en que todo sea regulado sirve. Hay que darle un susto al abusador, identificarlo, exponerlo y ponerlo a disposición de la justicia, que muchas veces no actúa. Es ahí que hay que hacer un monitoreo sobre el desarrollo de la causa", concluyó Serna

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »