La capital francesa amaneció inundada de gases lacrimógenos luego de que la policía actuara contra manifestantes que reclaman por el aumento del costo de vida. 

En un nuevo sábado de protestas en toda

Francia

, la policía cargó y lanzó gases lacrimógenos en

París

y otras grandes ciudades contra los denominados chalecos amarillos e informó que poco después del mediodía local había detenido a casi 1.000 personas y 30 personas resultaron heridas.

Desde las 9 de la mañana (5 de Argentina) la tensión entre los manifestantes y la policía antidisturbios produjo los primeros encontronazos sobre la tradicional avenida, coronada por en Arco del Triunfo, que hace una semana fue tomado por los "chalecos amarillos".

Tras casi una hora de intentar impedir que los manifestantes avanzaran hacia ese monumento, los policías lanzaron gases para dispersar a varias decenas de "chalecos amarillos" que tratraban de penetrar por la calle Arsène Houssaye, cercana a los Campos Elíseos, informó la agencia EFE.

Por otra parte, la policía realizó varias detenciones preventivas, con el fin de evitar que los enfrentamientos aumenten, como hace una semana.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »