Crisis en el sector de calzados. La empresa ensambladora de zapatillas deportivas dejará de funcionar el 31 de diciembre. 

La sede de la planta ensambladora de zapatillas deportivas Paquetá instalada en la ciudad de

Chivilcoy

ratificó lo que había anunciado unos meses atrás: el próximo 31 de diciembre cerrará sus puertas. La medida afecta a cerca de 600 empleados. Tras doce años funcionando en la localidad bonaerense, la empresa, productora de calzados para Adidas, argumentó que debido a la acumulación de stock por la caída de ventas en el mercado interno y a la falta de inversiones para la producción, debió realizar un cronograma de suspensiones y retiros voluntarios.

La medida impacta fuerte en la localidad de 60.000 habitantes, ya que se trata de la segunda fuente laboral después del municipio. "

Chivilcoy

está angustiado. No son solamente los trabajadores. Es la fábrica más importante que hay en la ciudad. Si cierra seguramente va a marcar un antes y un después en lo económico, lo social, y va a dejar a muchos trabajadores desesperanzados, sin creer en nadie", dijo el delegado regional Juan López.

La importación de calzados creció un 45% en los últimos dos años, pero el sector más afectado fue el deportivo, ya que el ingreso de productos terminados o semi-terminados desde Brasil aumentó un 116% en ese período, según un informe privado.

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »