Creada por emprendedores argentinos, estaba disponible desde hace un año en Brasil. El sistema permite adquirir equipos reacondicionados, con garantía de 90 días y a mitad de precio

Trocafone se define a sí misma como una plataforma de re-commerce: la empresa compra equipos usados a usuarios, los reacondiciona y luego los revende con garantía.   Es decir, a diferencia de lo que sucede en la actualidad con otras plataformas de comercio electrónico, Trocafone se encarga de todo el proceso, "asumiendo las responsabilidades tanto de la fase de compra como de la de venta. No es un mero intermediario sino que brinda un servicio personalizado y un seguimiento minucioso", explicó la empresa.   ¿Cómo funciona? Venta: el usuario que desea vender su celular ingresa al sitio de la empresa e indica cuál es el teléfono que tiene y en qué estado se encuentra. En ese mismo momento recibe una oferta y, si acepta, la empresa pasa a retirar el equipo para chequearlo. El pago se realiza una vez recibida la validación del dispositivo, vía Mercado Pago o transferencia bancaria.   Compra: se debe recorrer la tienda online, elegir el modelo y esperar a recibirlo dentro de un plazo de 72 horas en AMBA y de 120 en el resto del país. La compra puede efectuarse con tarjeta de crédito o a través de Mercado Pago.   En Brasil logró en menos de un año un volumen de compra-venta de más de 25.000 smartphones por mes, 340 puntos de compra y alianzas con Samsung, Motorola, LG y Sony.   Inversiones Trocafone llegó a la Argentina tras conseguir $45 millones en la última ronda de inversión.   El emprendimiento inició sus operaciones en noviembre de 2014 tras recibir una ronda de capital de $15 millones por parte de inversores como Wayra Argentina, NXTP Labs y Wayra Brasil.   La compañía fue creada por los emprendedores Guillermo Freire y Guillermo Arslanian junto con Quasar Ventures, empresa conformada por Andy Freire, Santiago Bilinkis y Pablo Simón Casarino.  

Ver más:

 

 , 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »